Blogia
Cartas entre Moscú y Lisboa

México D.F.

Welcome to Tijuana, tequila, sexo y... marigüana???

Welcome to Tijuana, tequila, sexo y... marigüana???

Querido A:

A estas cartas tan abandonadas de la mano de Dios no le vienen mal unas letras para recordarnos que existimos, luego escribimos.

Me ha tocado pasar un par de días en Tijuana Baja California por avatares del trabajo y hombre, cualquier viajero que se precie sabe que en dos días poco o nada se puede decir de un lugar, sin embargo los dos sabemos que las más increíbles historias las escribieron gentes que no salieron más allá de las fronteras de su escritorio, y si no que se lo pregunten a Heródoto.

A Tijuana que es la frontera oeste del Imperio la separa una línea recta hecha con escuadra y cartabón que sale de la tierra rayando el mar. Qué cómo se pinta una raya en el mar. Los gringos todo lo pueden. Esa raya se convierte en muro tierra adentro. Uno llega al aeropuerto y lo primero que ve es un muro. Uno ni se da cuenta, pero le dice el taxista sonriente, ve esa barda señor, sí, detrás está El Dorado.

Esa barda tiene una puerta que da entrada a un parque. Le llaman el "parque de la amistad". No la he visto con mis ojos pero me contarón que esa puerta tiene su propia historia cuando se abre y da vida a un parque donde las leyes y las fronteras se desvanecen. Allá, en ese parque, a los migrantes "sin papeles" se les permitió entrar para reencontrase con sus familiares y darse un baño de abrazos y consuelo. Luego regresaban a su sueño -o pesadilla- americano, a la búsqueda de la dignidad de seres humanos tras la a veces engañosa cortina del bien material pero en la más que real tierra de las libertades y las oportunidades, el último lugar donde todavía hay esperanza.

Era un momento mágico pues desde que se impusieron los estados-nación no hay parte de la tierra que no tenga una linde que la separe de otra y uno tenga los dos pies siempre el alguna de ellas. Aquí no. En una de las fronteras más peligrosa -y más vigiladas- del mundo había en los 70 un parque donde la realidad era sueño y las fronteras-nación desaparecían por unos instantes hasta que la puerta se cerraba -como en estos tiempos aciagos- y todo regresaba a su orden (in)humano.

Esto pasa en Tijuana, México, donde la Suprema Corte de Justicia de la Nación acaba de abrir las puertas a la legalización de la marigüana. Así como lo oye. Y no ha sido ni un gobierno progre, ni un partido o politicucho oportunista. Han sido cuatro amiguetes por la única vía que se ganan estas batallas en el desierto: por lo legal. Estos cuatro artistas ya pueden sembrar en el huerto del abuelo, trasnportar a la invible ciudad su cosecha y fumarse un porrito cuando les plazca para desarrollar libremente sus personalidades, y las nuestras. Gran victoria para la libertad y la ley en una tierra donde ambas cosas son lejanas quimeras. 

Aquí puede leer más. Sabido es que Tijuana que hoy en día es una ciudad más segura y cosmopolita que se abre al mundo con sus cerros frente al mar, ha sido uno de los lugares preferidos de los gringos para ir a desmadrarse: tequila y sexo barato pues al tipo de cambio de casi 17 pesos por dólar les compensa pagar en pesos los desmanes de la carne y la lujuria con hermosas doncellas de piel cobriza nahuales, mayas, yaquis o tarahumaras. Aquí a la frontera llegan todas las etnias mexicanas y latinas atraídos por el vecino del norte... Como reza en la entrada del ajado Hotel Rosarito Beach que ya tuvo mejores épocas, las mujeres más hermosas entraban por esas puertas. Y todo permitido a los 18 o menos. El inconfesable paraíso-infierno del sueño puritano. 

Toda la frontera del Río Bravo hasta Tijuana, 3 mil km, es una línea letal de trasiego de drogas y seres humanos. Un negocio que si contabilizara cotizaría en bolsa como una de las empresas más lucrativas del planeta. El efecto de legalizar la mariahuana como uso recreativo personal tendría un efecto brutal en este mercado. Cada quien planta para su consumo pero vende para el trasiego. Del otro lado ya en algunos estados avanza la legalización pero en otros no. 

Obvimente esta sentencia es otra raya en el mar. Para una ley moderna y razonable que regule las drogas faltan años, y para una sociedad que no necesite la ley y las integre de forma natural y aprenda a usarlas y a convivir con ellas en su beneficio décadas, aunque ya hubo culturas que lo hicieron sin twitter y sin caralibro, eso hace que no sea una utopia. El tren se va; sobre todo la oportunidad de mercado. 

Cerremos que como con esta idílica puerta del "parque de la amistad", las probabilidades de redención de la raza humana y supervivencia de sí misma aumentan significativamente con la sentencia del Tribunal.

Siga con salud y buenos alimentos.

PS La langosta de Pueblo Nuevo, cerca de Playas de Rosarito, es única. Culinariamente Tijuana es a no perder. Hay vinos cada vez mejores, mariscos y carnes al estilo norteño.

PPS He escrito esto de regreso al DF y en el avión, mi compañero de asiento, joven y moreno, se deleita tragándose un discurso de Trump con el lema "MAKE AMERICA GREAT AGAIN". Volvemos a la doctrina Truman, a la "América para los americanos", que quería decir América para los gringos y el resto que se joda. Pasa el carrito de las bebidas. Unos con ron y otros a pelo, todos coca-cola que es lo que el vino era al Imperio Romano. Qué decadencia por Dios. Trump con sus traumas y sus aspavientos sobre la frontera mexicana alarma que las invasiones bárbaras acabaron con el Imperio sin mencionar que esos eran guerreros nómadas y los que los invaden a ellos son lavaplatos, chachas y jornaleros. No sabemos si el joven que entusiasmado lo ve se da cuenta de que el bárbaro invasor hoy es él. Nihil novum sub sole.

PPPS Y la música... Norteña claro. La peli imperdible "El Infierno".

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

España: ¿Una monarquía bananera? Entre la crisis y la corrupción.

España: ¿Una monarquía bananera? Entre la crisis y la corrupción.
Querido A:

A través de un conocido me pidieron una colaboración sobre lo que está pasando en España para un importante medio. Su edición fue rechazada por la agresividad del título que tal cuál dejé en esta carta. Cuestión de tono, que no de fondo. Vd sabe. 
 
Me pareció la metáfora perfecta y la más brillante. Metáfora: sustitución de un término real A (Parlamentaria) por otro imaginario B (Bananera) por una relación de semejanza establecida entre los mismos. Visto que el término "República Bananera" sirve para describir esto y, como es harto sabido, no somos una República. No obstante, y aunque me resistí a cambiarlo porque era como desertar antes de que empezara la batalla, le doy en parte la razón al editor porque es realmente un burdo titular bloguero (en literatura es una "pregunta retórica" ¿Cierto?) que uno puede encontrar por doquier en la red si lo gugulea. Maldito gugul, mató la ignorancia creativa.
A continuación el texto íntegro. Sólo he quitado algunos enlaces dejando los más interesantes. Pueden ahorrarse el rollo y leer sólo los últimos 2 párrafos. El resto de la info verá (verán nuestras cuatro admiradoras si todavía lo son) que ya está desactualizada. Ha llovido mucho interés partidista en la prensa española en estos últimos días (¿¡semanas, meses, años, siglos, milenios!?). 
***
España: ¿Una monarquía bananera? Entre la crisis y la corrupción.
México DF 04/02/2013
Cuando el gobierno del gallego conservador Mariano Rajoy Brey parecía que empezaba a vislumbrar la luz al final de túnel de la crisis económica y social, un nuevo escándalo de corrupción de su propio partido, del cuál es presidente, sacude la recuperación española y mina, un poco más, los cimientos de su “democracia de partidos”.
_____
Medios, intelectuales y opinión pública coinciden: España enfrenta su momento más delicado desde la transición democrática. Si ya estaba siendo difícil soportar los efectos provocados por la grave situación económica y social, los españoles no terminan de creerse hasta qué punto está viciado el sistema político e institucional del país en el que viven. 
Es como si la crisis hubiera destapado una caja de Pandora y, aunque no se pueda generalizar a toda la clase política, hubieran comenzado a salir por doquier casos de corrupción que afectan a todos los niveles institucionales y de gobierno. Algo que al parecer nadie quería ver, o destapar, durante los años de bonanza conocidos como el milagro económico español: una corrupción digna de una "monarquía bananera".
 
Más sombras que “brotes verdes”
El Ministro de Economía Luís de Guindos hablaba hace unos días de “brotes verdes” como el incremento de las exportaciones, la estabilización de la prima de riesgo, o el aumento de competitividad debido principalmente a la rebaja del costo de la mano de obra provocada por la última reforma laboral que puede atraer a inversores extranjeros. Pese a estos buenos datos y el intento del gobierno de mejorar la imagen de España y la confianza de sus ciudadanos, las previsiones para este año de la mayor parte de organismos internacionales son de una mayor contracción del mercado y del incumplimiento del objetivo de déficit de la UE. 
El cóctel molotov lo completan unos datos económicos y sociales desoladores como una tasa de desempleo del 26%, un sistema financiero que pese las ayudas multimillonarias que ha recibido de la UE está en pleno reordenamiento (es decir, tapando agujeros) y no termina de poner en circulación el crédito que necesita el mercado, o un aumento de la pobreza en algunos sectores. Otro dato alarmante es sin duda la cada vez mayor desconfianza de los ciudadanos frente a las instituciones públicas que coloca a gobierno, parlamento y partidos políticos en los últimos lugares de aprobación. 
Pues bien, por si este cóctel molotov no estuviera ya bien cargado, la corrupción escala lugares como centro de preocupación de los ciudadanos y muchos “alarmistas” empiezan a señalarla como la mecha que faltaba al cóctel y que en cualquier momento podría, con una chispa adecuada, hacerlo explotar.
España: ¿Una monarquía bananera?
En 2004 España sacaba pecho con un presidente que presumía de haber rebasado a Italia en renta per cápita y se marcaba como objetivo superar a Francia, ambas por la izquierda dado que tenían en su momento a presidentes conservadores: Berlusconi y Sarkozy. Los españoles vivían ebrios de burbujas inmobiliarias, ensimismados con su década prodigiosa de éxitos deportivos como Sancho Panza con sus ínsulas prometidas por Don Quijote. Mientras que en sus instituciones públicas y privadas y, sobre todo, en sus partidos políticos se desataba un fenómeno galopante de corrupción, fraude y tráfico de influencias cuya verdadera dimensión apenas se atisba a dilucidar como la punta de un iceberg de proporciones desconocidas. 
En las instituciones ha salpicado a todos los niveles: desde la Casa Real (caso Noós o Urdangarin), hasta la administración autonómica (caso Palau en Cataluña, caso Matas en las Islas Baleares, caso ERE en Andalucía, caso Camps en la Comunidad Valenciana), pasando por muchas administraciones locales. Los escándalos también han venido de organizaciones empresariales como la CEOE con las acusaciones a su presidente el empresario GerardoDíaz Ferrán por la llamada “Operación Crucero”. 

Con todo, si hay casos de corrupción que indignan a la población son los que afectan directamente a los partidos políticos, sin importar de qué tendencia sean. En el PSOE, (Partido Socialista Obrero Español) principal partido de la oposición en horas muy bajas de estimación de voto, se han destapado últimamente fraudes tan burdos como el Caso Amy Martín, en el que el director de su fundación “Ideas”, Carlos Mulas, ha sido acusado de fraude por cobrar presuntamente artículos publicados con este pseudónimo para ganarse así un sobresueldo. También hay casos de corrupción en partidos regionalistas como el catalanista CiU (Convergencia y Unión) partido conservador no independentista sentenciado por el caso Pallerols.    
En esta espiral de noticias sobre corrupción saltan las últimas noticias sobre un caso que afecta desde hace varios años directamente al PP, partido en el gobierno, por una supuesta trama de financiación ilegal todavía en proceso de investigación conocida como caso Gürtel. Ligado con este caso, el diario español El Mundo publicó una información, pendiente de que se aporten pruebas más fiables, sobre presuntos pagos de sobresueldos en dinero negro a altos cargos del PP que tiene su sede en la calle Génova de Madrid. Lugar recurrente de manifestaciones anticorrupción en los últimos días debido a estos hechos. La persona encargada de estos pagos sería Luís Bárcenas, ex tesorero del PP e imputado desde 2009 en el caso Gürtel. 
El caso ha tomado más fuerza en los medios con la publicación por el periódico El País de los llamados “papeles de Bárcenas” en los que el ex tesorero del PP supuestamente llevaba una doble contabilidad con cuánto y a quién (nombres de altos cargos del PP) se dirigían fuertes sumas de dinero relacionadas con empresas inmobiliarias. El propio Rajoy ha tenido que salir a desmentir que hubiera recibido pagos en negro de Bárcenas desde Alemania donde estaba con Angela Merkel, sin pronunciarse eso sí sobre ningún tipo de acción legal ni contra Bárcenas ni contra los medios que están publicando estas informaciones. El aluvión de noticas sobre este caso en España pasa hoy por demostrar la autenticidad de los papeles, dado que Bárcenas ya ha declarado que es un montaje en su contra. 
Entretanto, las noticas sobre el caso Bárcenas ya han dado la vuelta al mundo y parace que empezado a marchitar esos “brotes verdes” de los que hablaba el Ministro de Economía.
Pero ¿Qué está pasando en España? ¿Es una corrupción aislada de políticos y empresarios, o generalizada de partidos e instituciones? ¿Es una corrupción estructural, está viciado el sistema? ¿Se ha vuelto la política una forma rápida de hacerse rico, como la lotería?¿Qué papel debe jugar la ciudadanía en el control del gobierno y los partidos políticos? ¿Hay que reformar la constitución? ¿Fue la transición española tan ejemplar como nos contaron a las jóvenes generaciones actuales o dejó un sistema corruptible y corruptor en el que los partidos políticos se reparten el poder y donde el único requisito para entrar al juego es ser leal al partido, a tus superiores y cumplir con los objetivos es decir, ganar votos a como de lugar, sin contar ni la ética, ni el profesionalismo, ni la experiencia para la gestión pública y sin tener que rendir cuentas ante nadie, ni si quiera ante sus votantes?  
Los españoles buscan respuestas (les dejo este interesante análisis sobre la “anatomía de la corrupción”) mientras la percepción de la situación es tan grave que no faltan las voces que hablan de que "la democracia española está en peligro”, cuando lo que realmente puede estar en peligro es un sistema político de partidos anacrónico, corrupto y corruptor, amparado por una constitución aprobada en un contexto histórico muy particular y en la que los partidos y sus políticos gozan de plena impunidad y privilegios. 

México VII: Canta y no llores...

México VII: Canta y no llores...

Querido A,

Esta noche, mientras los españolitos se embriagan con los éxitos futbolísticos, con ese pan y circo romano para el pueblo de los tiempos modernos, me he animado a resucitar nuestras cartas. No para hablarle de fútbol, pero sí de unas cuantas paradojas.

En México hoy hay elecciones, a esta hora apenas se conocen dos o tres por ciento de los resultados. Y ésta es la primera paradoja, porque alguien que defendió a capa y espada -como sabe- la abstención, le va a hablar de votos.

Parece, digo parece porque México es mágico, que los votos “democráticos” van a regresar el poder al Partido Revolucionario Institucional, por sus siglas PRI, que mi sabio amigo Abelardo rebautizó como el Partido de los Rateros Incorregibles. El PRI mantuvo una dictadura de partido de 70 años -espero que nuestra dictadura bipartidista no dure tanto- y por ejemplo hace pocos meses fue protagonista del escándalo de corrupción y endeudamiento más grande de este país en uno de los estados que gobierna.

En México, los periodistas hablan en tono grave de que la democracia mexicana es una democracia joven (sólo 3 elecciones, 12 años). Quizás eso explique el cuidado y la excitación con que los mexicanos viven el día de la elección y los días anteriores porque, para su sorpresa, le comento que llevamos dos días de “Ley Seca” a nivel nacional. No se vende ni en tiendas ni bares un buche de alcohol. Tal cual. La participación va en el 65% y el país vive en vilo este día en dos canales Televisa y TV Azteca que acumulan el 90% de las emisiones de TV. 

Imagínese, y ésta es la segunda paradoja, qué culpa tiene un español inmigrante que no puede meterse en política -porque le pueden aplicar el artículo 133- y un turista francés (está aquí mi amigo parisino Adrien) de que en este país no dejen al pueblo votar con dos cervecitas encima que es una forma más dulce de pasar por este trance aburrido que es en lo que han convertido las elecciones en Europa. Trances aburridos para dar legitimidad a un sistema oligárquico podrido. Resultado: no hemos podido celebrar el triplete de la roja en un bar como Dios manda.

Que regrese el PRI al poder tiene muchas explicaciones, pero principalmente una, los mexicanos ya se han dado cuenta en su incipiente democracia que el sistema de partidos no funciona y aplicaron voto de castigo al partido que está en el poder, el PAN o PP Mexica, para provocar la alternancia. También cuenta la maquinaría electoral en la que el PRI -que era el gobierno mismo hasta hace dos días- se ha convertido y que, el vecino del norte sigue y seguirá sin gustar de que en este país haya un presidente como Andrés Manuel López Obrador que por más que dice que no, el plumero no lo puede esconder. En 2006 AMLO perdió las elecciones por supuestamente 250 mil votos. Pero él nunca lo aceptó y se proclamó “presidente legítimo de México” en el zócalo del DF y montó un plantón que paralizó la ciudad varios meses. A esta hora todavía no reconoce su derrota ni ha dicho “su última palabra”. Sus adeptos gritan: contra la imposición habrá revolución. O sea que el temor de USA, para los cánones de USA, está fundado.

No se puede olvidar a las televisoras, esas que tienen los días contados, que en México no se doblegan y apoyan al PRI con la esperanza de que no se cambie la ley para que haya más cadenas privadas “plurales” que les aguen la fiesta. The guardian les sacó los colores pero el cinismo de esta gente no tiene límite. 

Obviamente no tengo que decirle quien era su candidato: el joven apuesto y dócil casado con una actriz de telenovela (la gaviota) o lo que llaman un “candidato prefabricado” que nomás tiene que ver qué declaró cuando fue preguntado por qué libros habían marcado su vida, la "silla del águila” no es de Krauze – un historiador liberal personajazo- si no que es del izquierdista Carlos Fuentes, ni más ni menos. La gente se reía. 

Impunidad, autoritarismo, nacionalismo absurdo, corrupción, pactos con el narco, nepotismo, cacicazgo, compra de votos, acarreados, y mil virtudes más son el curriculum del PRI. Y uno se pregunta, ¿y los van a votar? Sí. ¿Por qué? Porque de lo que todavía no se han dado cuenta los pubertos democráticos mexicanos es de lo que los europeos ya estamos asqueados: el sistema de partidos políticos y listas a dedazo sólo crean corrupción, clientelismo, falta de gobierno y crisis.

He aquí la tercera paradoja. El PRI gana con el peor candidato. El actual presidente, Calderón que es del PAN y se va después de seis años con 60 mil muertos en las espaldas, entre ellos dos ministros de interior… En estos momentos se interrumpe toda emisión para enviar un mensaje presidencial y ungir al que será el nuevo presidente: la marioneta priista. Y apenas se han escrutado el 15% de los votos. 

Y cómo no me convence la explicación de que esto ocurre porque es una democracia joven, me afilio a la teoría de mi amigo Abelardo de que todo esto estaba orquestado desde el 2000 cuando se cambió del PRI al PAN porque era imposible aguantar en el poder y era conveniente acordar una alternativa consensuada.

¿Y quién hizo esto? El presidente en la sombra de este país que es un señor llamado Carlos Salinas de Gortari, el hombre que vendió México a otro señor que hoy es el más rico del mundo. Salinas ganó la elección de 1988 con 80% de fraude, dejó el país en 1994 en quiebra, con el ejército zapatista en armas, con el candidato inteligente que se salió de la vereda asesinado (sí, el del artículo del pesado objetivista); vive en USA y perdona vidas -no se pierda esta entrevista  ni el documental-. Pero lo mejor del candidato asesinado Colosio fue el discurso que jamás se atrevería a decir el candidato actual. Claro. 

Pese a que en México sí ha habido un movimiento político estudiantil más o menos pragmático e inteligente –en todo caso un ejemplo para los perroflautas del 15M-, regresa el viejo PRI, regresa Salinas, el grupo atlacomulco que es la mano negra de México.

No tardarán mucho los mexicanos en darse cuenta, tristemente, de que las partitocracias nos son democracia, menos con un partido-monstruo como el PRI...

Interrumpen la emisión: 

Sale el apuesto candidato Peña Nieto a leer el guión de la victoria electoral. Lágrimas de emoción y voz quebrada. Hay que “mirar adelante con normalidad democrática”. Calderón respira aliviado: no lo juzgarán por su desquiciada guerra antinarco llena de abusos por parte de un ejército y una policía corrupta. Salinas sonríe en su sillón americano, espera que con este gobierno se deje de denigrar su imagen. El narco sabe que por fin los dejarán traficar en paz. Disparan el confeti. Suena Cielito Lindo, ayayayay… Canta y no llores. Baja el telón. 

Siga con salud,

JRG

México DF VI: El día de los muertos de Calderón y los vivos de Sicilia

México DF VI: El día de los muertos de Calderón y los vivos de Sicilia

Querido A,

Le debo amigo, y ya perdí la cuenta de las veces que lo prorrogo, una carta sobre el narco en México.  Bueno, pues quedará pendiente, aunque hoy le demos un llegue.

Por en cuanto, le voy a hablar del día de muertos (para nosotros de Todos los Santos). La cultura mexicana tiene una forma peculiar de celebrar este día donde las tradiciones indígenas se mezclan con las cristianas. Lo más llamativo son los altares de muertos donde la comida, la bebida, las flores de cempasúchil y las veladoras rinden homenaje y recuerdo a los seres que ya pasaron a mejor vida. Dicen que en algunos cementerios la gente se pone hasta el gorro de tequila sobre las tumbas celebrando la vida con los muertos.   

Usted sabe que vivo muy cerca del Ángel que simboliza la independencia de México (aquella reacción conservadora frente a la Pepa de Cádiz de 1812). Pues en el Ángel se montó hoy un patio de las malvas mexica con sus cruces y sus flores de cempasúchil. Y lo montó un movimiento que lleva meses haciendo bastante ruido en el país: paz con justicia y dignidad. Lo lidera –en este continente donde todavía existe el romanticismo de los adalides carismáticos- un poeta llamado Javier Sicilia. Mataron a su hijo, supuestamente delincuentes ligados al narco. Digo supuestamente porque el principal problema del narco en este país es que uno sabe donde empieza (el tráfico de drogas y armas que lo financia) pero no sabe dónde termina (desempleados, pobres, ricos,  policías, militares, funcionarios, medios, políticos, diputados, gobiernos, DEA).

La cosa es que el poeta Sicilia inició una marcha que como zombis sacó de debajo de las piedras a los vivos, a las familias de las víctimas, las escuchó, las puso en el mapa de la actualidad (medios de incomunicación de masas) y le pidió que marcharan con él por todo el país consiguiendo armar un movimiento auténtico, con mucha fuerza, que ha cimbrado conciencias y sacado de la nota periodística a los muertos (50 mil especulan) convirtiéndose en la Caravana del consuelo. Han revivido a los muertos y han empezado a ponerles nombre  como empezamos los españoles a hacerlo después de Miguel Ángel Blanco. Dicho sea que yo pienso que comparar el terrorismo de ETA con lo que está pasando en México es comparar el tocino con la velocidad, aunque muchos se empeñan en lo contrario. Por esta cuestión tuve aquel altercado con el Maestro Espada. Aunque al final tenga que darle, como no, la razón en parte, puesto que el Maestro Espada cuando vino con sus aires superiores de hidalgo, de antiguo conquistador del periodismo inmaculado, dijo que para empezar a solucionar el problema había que empezar por ponerles nombres y apellidos a los muertos. Con trabajo los españoles les hemos puesto nombre, rostro, historia, a unos cuantos de los menos de mil muertos de ETA. Imagínese el pastel con 50 mil. Van a tener que encontrar mártires, unos cuantos, cuyos nombres sean estandartes que representen al resto que pueden ser sicarios, delincuentes de poca monta, políticos, periodistas, madres, padres, hermanos, hijos, una fosa común y deforme de desafortunados.

En el Ángel hubo hoy danza, canto, lágrimas y gritos para revivir a los muertos en este día. Una madre, cuyo hijo, Carlos Sinuhé Cuevas Mejía, estudiante de filosofía, fue asesinado hace una semana (no se sabe por quién) espetó el odio y la impotencia por la boca insultando a todo aquel que pudo haber evitado la muerte de su hijo, un chico joven, con rastas, que creía en su pueblo. Ésta, es la triste incertidumbre de esta tragedia. Hablaron varias madres más, una ha perdido a sus cuatro hijos; hablaron indígenas con el reclamo eterno de la lenta extinción a la cual están destinados con el auspicio del poder político. Se leyeron manifiestos y se dijeron nombres de algunos muertos. También hubo poesía con la retórica del dolor; Jiménez Cacho, afamado actor mexicano impulsor del movimiento, decía en referencia a algún escrito del poeta Sicilia que “la alegría reúne, pero el dolor une”.

 

Lo más impresionante ocurrió cuando Sicilia abandonó el escenario y las cámaras de los medios de incomunicación de masas. Con sus micros avasalladores y sus objetivos ávidos de nota y de sangre se abalanzaron sobre el poeta para sacarle por los ojos la exclusiva. Una mujer, tal vez era madre, tal vez hermana, de un muerto, se quedó sola en el escenario, clamando su pena al sordo silencio del anonimato, de la fosa común. La cara de Jiménez Cacho, que acompañaba a la mujer  mientras veía como todos los medios se lanzaban al cuello de Sicilia y se olvidaban de las víctimas, era un poema.

 

 

Esta nota, este hecho, ningún medio la recogerá, pero yo se la cuento porque mi cámara estaba fuera de encuadre. El líder que acaba fagocitado(ando) por(el) movimiento y desvirtuando, con o sin querer, su razón de ser. Los medios de incomunicación con su hambre irracional de árboles que oculten bosques.

De aquí Sicilia se fue a la Bolsa de México donde desde hace algunas semanas acampan unos cuantos indignados mexicanos. Oí la plática. Sicilia escuchó, habló y alabó su indignación. Y dijo que veía a los indignados como un movimiento oscuro. Lo poetas saben lo que significa. Se trata de esa oscuridad que necesita la humanidad para conseguir cambios. Pero que el trabajo de los indignados ahora era encontrar luz, claridad. Y para ello les recomendó leer filosofía, de Illich a Jacques Ellul, y la revista Conspiratio. Droga dura anarcocristiana, tal vez demasiado dura para el indignado medio y tal vez “demodé”. Luego hablaron los jóvenes y la cosa se empezó a enfangar con esa cadencia retórica de la igualdad abstracta demasiado oscura; como refería el poeta condescendientemente.

 

Esta nota tampoco la encontrará en los númerosos medios que vinieron este día aquí al lado de mi casa, al Ángel rebautizado de los muertos de Calderón que hoy fue ocupado por los vivos de Sicilia.

Siga con salud,

JR

P.S. Tengo buenas fotos. Las subiré.

P.P.S. El día de todos los santos me trae recuerdos de viejas vestidas de negro murmurando oraciones después de encender la vela y dejar las flores al difunto;  de fotos antiguas de muertos en los nichos; de niños jugando a dar sustos; y uno correteando a la despabilada de turno a ver si podía pellizcar por algún lado. No sé en Castril, pero en El Saucejo era afamado el camposanto como uno de los lugares predilectos para pelar la pava. Eso ya cambió; ahora no hace falta taparse tanto ni queda vivo ese gusanillo.

Méjico DF V: el zeitgeist, la reforma de Caína y las hormonas implacables de los 20

Méjico DF V: el zeitgeist, la reforma de Caína y las hormonas implacables de los 20

Querido A,

NO hago más que darle vueltas a esto: ley electoral, separación de poderes, el sistema, Rousseau, Montesquieu y to sus cuernos. Y no sé si será la distancia, el smog, que hayan dejado fuera de Europa al Sevilla o los dos mil metros de la Ciudad de México pero no me entra el cuerpo en caja. No me queda más que ser otro español que habla de su tierra y de sus caínes sempiternos que cada vez dan más razón a mi autodestierro; esos que hoy echan espuma por la boca en el congreso con una reforma constitucional sobre el techo de gasto que debería convertir a los indignados, como mínimo, en cabreaos de cojones.  

Volvemos a lo mismo ¿pueden los políticos actuales, tienen el poder de cambiar lo que no funciona? Posiblemente podrían hacer más de lo que uno se imagina, pero para ello tendrían que dejarse de vender tan barato. Dejemos de mirarnos el ombligo ya sabemos que no se trata sólo de Caína ni de su Constitución. De hecho, esta reforma exprés para más inri viene como casi todo impuesto por los buropartitócratas de la UE. Zpedo lo anuncia –y Rajoy oportunista y rateramente lo secunda- como si retocando la vaca sagrada pudiera limpiar la imagen de ineptitud y prepotencia que ha destilado durante sus años de gobierno ¿Cambiará algo si le lavamos la cara a la constitución? ¿O si reformamos por alto el sistema?

Sin embargo, hay gente que lleva años detectando los vicios profundos del sistema y proponiendo alternativas. Algunos de ustedes habrán oído hablar del "zeitgeist" aunque sea por los Smashing. Y si no, pues para eso está la RM.

 

El "zeitgeist" se pude traducir como "el espíritu del tiempo", concepto que rescataron los románticos alemanes (inspirado en el genius seculli latino) y que vendría a ser la conciencia, el espíritu, la ética, la política (¿la cultura?) de una época, de un tiempo. Hegel lo llenó de historia y lo hizo "el espíritu del pueblo" (Volksgeist). Y Hitler quiso utilizarlo para justificar la cruzada del pueblo ario que entre otras cosas incluía el exterminio del pueblo judío. Es decir, puede ser un arma brutal si se moviliza, si toma conciencia precisamente de su poder y del estado del tiempo que le toca vivir.     

 

¿Cuál es nuestro zeitgeist? Hay gente que piensa en ello y aquí lo pueden ver sin necesidad de pagar ni de descargarlo; la libertad del hombre futuro se luchará en Internet... ¿a alguien le queda alguna duda? ¿Cómo seremos recordados dentro de miles años cuando nos estudien en nuestra hipotética superioridad frente a épocas pasadas de la historia con la brutalidad y la ignorancia que nos gobierna?

 

"Zeitgeist" es también el título de tres películas (no documentales) que seguramente ya habrá visto. Y si no, pues ahí queda la recomendación. Son de un flipaete de cuidao llamado ¿Pedro José? que intenta explicarnos cosas que sabemos desde hace mucho como que el cristianismo (y la iglesia) -como otras religiones- es el fruto del sincretismo y la institucionalización de creencias más antiguas, fundamentalmente basadas en fenómenos astronómicos relacionados con los ciclos agrícolas (=el pan y el vino= ) que tanto ayer como hoy la mayoría del pópulo desconoce y que básicamente han sido inventadas para ejercer algún tipo de control social. En eso los aztecas con sus sacrificios y los españoles con nuestra inquisición fuimos de los campeones.

 

La originalidad está en la pirueta; partiendo de Horus (o de Jesús) le explicará cosas que también sabemos como el mezquino imperialismo encubierto de USA en América Latina durante todo el s.XX, la gran mentira del "terrorismo y las armas de destrucción masiva" para la guerra de Afganistan e Irak, las deficiencias de la investigación sobre el 11S -que conocemos bien de nuestro 11M - o los mecanismos de la Reserva Federal de los Estates, el FMI y el Banco Mundial para volvernos a todos unos míseros endeudados: los esclavos del s.XXI. 

 

Imperios a lo largo de la historia ha habido muchos, nacen, se expanden, entran en crisis o decadencia y mueren. Y sin embargo el de los Estates es el primero que no gusta reconocer que lo es y actuar en consecuencia y sin ambages. Prefiere el chantaje, el asesinato, la extorsión, el golpe de estado y el apoyo a los dictadores de las repúblicas bananeras de América o las realezas del petróleo en Oriente Medio.

 

"Zeitgeist Adenda" habla de cómo se crea el dinero. ¿Cómo se crea el dinero? La pregunta es tan básica como genial. Así uno entiende por qué aunque crea que su casa hipotecada a 50 años es de su propiedad, no lo es, es del banco. Y para terminarlas de empatar, el dinero que le prestaron para endeudarse no existe, es eso, una deuda. Efectivamente, la famosa deuda que no podemos pagar y que USA y Europa quieren arreglar creando más deuda para que sus hijos o nietos la paguen. Cosa que no sucederá porque no se han preocupado en crear una sociedad donde la mayoría tenga un trabajo medio digno, y porque antes de eso, el sistema simple y llanamente reventará. ¿Quién maneja esto? ¿Quién es el coco? ¿Los nuevos dueños del mundo, los de la buropartitocracia, la élite que se resiste a dejar el poder y que no dejará escapar la oportunidad de seguir haciendo dinero (=poder) cueste lo que cueste?

 

La tercera de la trilogía -que es un poco más burda- intentará persuadirle sobre lo que escondía el Monopoly y la redentora genética.

 

Por supuesto que es una crítica visceral al capitalismo (liberalismo económico) que denomina "monetarismo". Y para responder al ¿y entonces qué? ofrece una propuesta alternativa basada en las teorías de la economía basada en los recursos naturales de Jacque Fresco  con su proyecto Venus. 

 

Si en su momento el capitalismo (liberalismo económico) fue el motor de la democracia - porque así fue- hoy se ha constituido en todo lo contrario y eso hasta el más ciego lo puede ver. Empresas y Estado se confunden en una corrupción nefasta e infinita de zoquetes y mangantes y hemos llegado a la aberración de que el 1% de la población ostente el 40% de la riqueza del planeta.

 

No amigo, no se trata del rico malo y el pobre bueno. No se trata de la inocencia intrínseca del indígena, ni de la teoría del buen salvaje de que todos nacemos inmaculados y el capitalismo nos vuelve diablos. Se trata de una salvajada económica y social y eso querido amigo, usted que lo ha estudiao, lo sabe. La primera consecuencia de la crisis ha sido la destrucción de pequeñas y medianas empresas y autónomos que ya no pueden competir porque la libertad del mercado se ha convertido en la dictadura de los monopolios. Los grandes corporativos juegan con el respaldo de un Estado cómplice que de rodillas espera su untadita. Telcel-Telmex, la empresa del hombre más rico del mundo –por cierto, muy amigo de nuestro Felipe- fue “regalada” en los 80 por el gobierno mexicano de Carlos Salinas de Gortari que como Felipe o Mitterrand más que “liberalizar” la economía, la malvendieron a las élites financieras que hoy nos ponen la soga al cuello con sus burbujas inmobiliarias y su deuda tóxica.

 

La religión, como el nacionalismo, la economía o la política, se han convertido en formas refinadas de dominación del hombre donde unos muchos mueren, o sufren (o son sacrificados) por el bien de unos cuantos privilegiados. O B.XVI también pasó la vigilia al relente (¿?); no hay más que ver lo que pasó en la Segunda Guerra Mundial o lo que pasa a diario en Palestina. 

 

Nunca se ha parado a pensar que el liberalismo económico choca de bruces con uno de los que supone su mayor pilar: la sacrosanta propiedad privada, sí señor. Si el Estado regula la propiedad, no está en el mercado real y no es libre, sino mera especulación; y eso también explica por qué los lectores de la RM las pasarán canutas para tener un cacho de tierra del que puedan decir que es suyo, porque hablando en plata no lo es ni lo será.

 

Y ¿qué se puede hacer? Otra vez la pregunta que todos se hacen. Bueno, en "zeitgeist" se dan algunas recomendaciones que por el miedo con el que nos han domesticado desde el bautismo, pasando por la escuela, la universidad y el trabajo, pocos tendrán la valentía de poner en práctica. 

 

Con todo, bien sabe usted que no soy yo quien va a creerse todo lo que dice el zeitgeist, aunque algo de lo que diga sean verdades como puños. Si le quita la cáscara conspiranoica, queda lo importante que es intentar ver el bosque que no nos dejan ver los árboles.  Ni si quiera hay que hacer lo que dice si se quiere hacer algo; hay mil fórmulas más que se pueden inventar para hacer cada uno su propia revolución (=cambio). Incluso puede uno no hacer nada y quedarse a contemplar el transcurso de la historia como tantos seres humanos lo hicieron a lo largo de la misma.

 

También se puede, como yo, pensar que lo importante y fundamental es el individuo aunque obvie que hasta para comprar un paquete de tabaco en el quiosco hay que "socializar" con el quiosquero. Lo que seguramente no se podrá, es ver estas pelis y quedar indiferente.

 

En el peor de los casos no se deje contagiar por el milenarismo en boga. El hombre es bicho malo y bicho malo… Esto va por mi hermano, dicho sea, que fue quién me puso por delante el zeitgeist con la hormona implacable de los 20.

 

Ah, pero estábamos hablando de la reforma constitucional de España ¿no?

 

Siga con salud,

 

JR

 

P.S. Espero que a ninguna mente prominente se le ocurra decir que las pelis rezuman un socialismo trasnochado o que están hechas por un ecoprogre, talibán antigloba o aburguesado revolucionario jarto de comer, para espolear a los perroflaúticos de turno, gracias a esa tendencia indefectible que tenemos de ver el punto negro sobre el cuadro blanco. Eso ya lo sabemos. Lo dije por ahí, no es un documental, es una película y más aún, es un panfleto político, social y económico que con toda razón los medios de control de masas prefieren mantener en la sombra. Como están las cosas, lo que propone el zeitgeist puede ser una bomba de relojería... ¿para un mundo mejor?

P.P.S No podía dejar pasar que en este buzón de cartas olvidadas que nadie lee excepto sus cuatro penitentes admiradoras, faltara una sincera felicitación para el que se le ocurrió la idea – aunque no haya tenido todo el éxito esperado-; a él, y a ella, dos amigos, grandes personas, a los que deseo todo lo mejor en su nueva vereda porque me imagino que sí saben dónde se están metiendo… ¿O no?  

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

México DF IV: Morir por la ideas, sí... Pero de muerte lenta

Querido A,
 
Le dejo la mirada crónica de los vecinos, inocente y tierna, pero con lo bueno y con lo malo. Y algo más de material pesado para entender lo que pasa y lo que pueda pasar (todo esto está en francés, usted sabe pero perdón a nuestras cuatro lectoras que no, con esfuerzo, se entiende):
 
"El aburrimiento (actual) que provoca la social-democracia viene de que su doctrina no contiene, ni propone, ninguno de los excitantes productos ideológicos que los movimientos totalitarios ofrecían a una juventud hambrienta de sueños." (1982) Leszek Kolakowski
 
Hoy el aburrimiento se convirtió en indignación, en frustación en muchos casos, por ver como la democracia fue vendida al por mayor, sacrificada por la avaricia del "ser político". Tranquilos, si algo enseña la historia es que siempre habrá gente "hambrienta de sueños". Pero mucho ojo, el hambre -como la masa- es ciega, torpe y puede llegar a ser un dictador que masacre la primera de las condiciones del hombre libre, su individualidad, su derecho a decidir ser y estar.
 
Ya se ha conseguido lo primero y más importante: abrir el apetito. Por eso, no sean torpes ni ciegos. Las grandes batallas se ganan en la retaguardia y hoy la retaguardia es Internet.
  
No quieran ser como dice Sartre -que no es para nada santo de mi devoción, dicho sea- "un niño que no quiere crecer" 

O como dice Brassens: Morir por las ideas, de acuerdo... Pero más adelante: primero organicemos un cambio que opaque al del 68 en inteligencia y resultados. Si lo único que se consigue es dejar el plato en bandeja al PP habremos fracasado estrepitosamente.
Si no oyen, si pasan, si hacen ojos ciegos, si nos bloquean, si hacen como saben uso del monopolio de la violencia, si los vampiros nos quieren seguir chupando la sangre, si prentenden continuar con su dictadura de la poca vergüenza, si desde fuera Goliat se ve demasiado grande, habrá que organizar un movimiento que se presente a las elecciones y aspire a darle una pedrada -aunque sólo sea eso: una pedrada en la frente- desde adentro.
Cuento con usted para eso. Sólo si se aspira a cosas grandes se conseguirán cosas medianas o pequeñas.
Siga con salud y fuerza,
JRG

México DF III: del maestro Espada y sus Américas

(Si no consigue ver el video, pinchar aquí)

De esta carta inédita e inesperada usted tiene la culpa por enviarme el tesmimonio del maestro Espada haciendo las Américas. Anoche, cuando lo leí, unido al insomnio por el exagerado calor que está haciendo, y que en esta nube de humo de tubodescape en la que vivo hace que la cosa sea como granja de pollos, me dejó algo soliviantado. Voy a reproducir con su permiso algo de los e-mails que nos intercambiamos, yo sudando en la cama y efectivamente desde ese invento tenebroso que acabará con las tertulias de sobremesa y otras cosas:

El 14 de abril de 2011 07:18, Juan Ramón Gracia escribió:

Pijo el maestro Arcadi se me quedó en Arcadio en seco con su viajito a América, el tema ahora se llama viajar a cualquier parte y no escribir nada, y no creo que sea el jet lag porque ya me cayeron gordos algunos de sus resbalones de la vida gabacha, ni dice nada ni lo poco que dice sirve de algo, qué bueno ha de ser eso de las audiencias cautivas, pero cómo me giba, y encima resulta que sabe de vinos (...).
Mensaje enviado desde mi BlackBerry  de Nextel

From: Armando Morcillo

Date: Thu, 14 Apr 2011 07:26:38 +0200

Subject: Re: América (III)

ya está usted en la secta blackberrry?
menos mal que no se me ha hecho de los adventistas de Jobs...
hay que joderse..
ps:
no esperaba menos que le tocara los... el arcadio, habrá comido ya en el restorán ese no?

***

No, no he tenido el gusto de comer en ese restorán. Santa Fe, donde está,  es el barrio de los new rich, y por supuesto de todos los narconewrich; me queda lejos y es de una intemperie de suburbio de rascacielos que no me llama mucho la atención.  Sin embargo, sí fui hoy en la tarde a este cerro que es Santa Fe porque ahí daba su seminario el maestro Espada, como le dije también por la BB y aquí estoy reportandome. El relato es como sigue:

La plática era supuestamente sobre prensa e internet. Tema que sabe usted nos interesa. Pero no.  Era la primera vez que iba a la Universidad Iberoamericana así que después de bajar del taxi, busqué alguien a quién preguntar como el que va a Roma. Y como tantas y una vez más, el imán que parece tengo en la frente. Veo a una chica, le pregunto, no sabe, afino la punteria, veo a otra caminando como si nada y voilà:

- Sabes dónde queda la biblioteca?

- Sí. Vienes a lo de Arcadi Espada ?

- Pues sí, y tú ?

- Bueno… Sí.

- Tú no eres mexicana?

- No, soy española.

- Ah, yo también, aunque el acento lo tenga raro.

- Sí, de dónde?

- Uyyy seguro no lo conoces, de un pueblo muy chico en el límite de la provincia de Sevilla y Málaga.

- Ah, bueno, yo soy de Huelva.

- Ah bueno pues por ahí, al lado de la A-92, EL Saucejo se llama para más señas.

- Yo soy de Huelva capital.

- Pues también tienes un acento raro!

- Bueno, es que viví mucho tiempo en Madrid y llevo ya 5 años aquí… Y tú que vienes porque eres periodista o por curioso?

- Por curioso, me interesa el tema de prensa e internet

- No me digas, pues fijate que a todo el mundo le interesó tanto el tema del « terrorismo » que la plática del internet se pasó para mañana…

- Ah, en serio? Y tú a qué vienes ?

- Bueno, yo organicé esto… mmm… bueno que convencí a esta gente para que pagaran y lo trajeran…

- No me digas !

***

No sé cuantos miles de estudiantes o cientos de profesores habrá en la Ibero. Y en medio del patio, con muchas pululando por ahí, vengo a preguntarle a la mera mera que muy amablemente me llevó hasta un sofisticado salón de biblioteca estilo new age con sillas que son sillones, estupendo para conferencias somnífero.

En México pasa como en la canción de Bersuit…que ya « todo es narco ». Así que en lugar de internet como yo esperaba se habló sobre el acuerdo que más de 700 medios han firmado en México para ponerse de acuerdo en cómo informar sobre la « violencia » que azota el país. No voy a entrar en discusiones semánticas de si lo que pasa en México es o no « terrorismo » o es « delincuencia organizada », todos estos palabrejos esconden muchas trampas. Me quedo con el sentimiento de la gente, el tema es muy preocupante y el Estado, papá Estado, se muestra incapaz de hacer frente a ello.

Y llega el maestro Espada. Saluda cariñosamente a mi nueva amiga. Luego se acerca con vehemencia a la palestra que también es muy moderna porque sólo hay dos sillas y una pequeña mesa. Pantalón oscuro, camisa azul. Vamos todos a jugar a sentirnos gente importante. Sobre todo porque la audiencia feminina promete. Se contonea y de todo el auditorio llama la atención de una joven mexicanísima, tierna y preciosa, con gafapastas y ropa colorida que es como combinar exotismo con intelectualidad, o piña colada con bellini. Conversan por los bajines.

Empieza la plática. La semántica, siempre. Nos lee un artículo que decía algo así como que « la víctima se escondió tras no se qué por lo que tuvo que ser rematada ». Moraleja: usted no puede ser el que justifique el efecto, oséase, que si se esconde el pobre encima usted lo tenga que rematar. Dejemos pues las causas para los malos entonces.

Luego se puso a poner los puntos sobre las ies al mencionado acuerdo con una aire de español que ni Cela. Ver en persona al maestro Espada, porque bien sabemos que así fue cuando eramos inberbes de la vida, ha sido toda una experiencia. Poner cara y cuerpo a la pluma o la tecla es un punto. Ridículas lentes redondeadas de intelectual del XIX  y un frenillo en la « r » que uno no sabe si es un problema fonético o un deje francés fruto de su gusto por el país vecino. No faltó pues « la langue de bois » y el código napoleónico, al que como usted bien sabe « ni le falta ni le sobra nada » porque es lo que es.

« Ojo con la palabra conflicto, en México no hay un conflicto », dijo el maestro y lo entiendo creo, no quiere que se pongan en el mismo lugar al bueno y al malo. Lo que pasa es que aquí, como allá, la línea entre el malo y el bueno es tan delgada que, a veces, se confunde. Pero no nos adelantemos.

Libertad de prensa, independencia editorial, dimensionar, mecanismos,  etc. cosas digamos que sobrentendidas, u otras detestables tecnicismos burócratas vacios y rimbombantes ; y aquí llegó la ineludible referencia al Maestro que nunca dejará de ser Maestro porque también es su Maestro. El Maestro Pla que le enseñó que lo mejor que podía hacer para escribir era «poner dentro de cada palabra algo, un contenido, para que no fueran cáscaras vacías ». Momento sublime, como se imaginará.

Y siguió trillando el acuerdo por decir cosas tan evidentes, o tan básicas, que a todas luces le deberían de haber servido al maestro Espada para darse cuenta de que no estaba en Espanya y de que el jet lag que sufría era precisamente porque estaba lejos.

Tocó hablar de lo que los medios deben reportar de lo que hace el Estado para combatir al crimen. No se olviden democracia y estado de pertrecho. Y aquí dejó una perla que, quitando a mi nueva amiga y a uno mismo, no creo que nadie más del público entendiera en su justa medida. « El caso GAL, vamos a ver, yo no puedo en un medio decir que eso estuviera bien y que fue causado por la violencia de ETA (…) No puedo decirlo, aunque me gustaría».

Y llegamos a las victimas : 40 mil. Los «muertos son públicos » dijo el Maestro Espada. Joder, ni muerto a uno lo pueden dejar tranquilo, pensé yo. « El monstruo mediático ha convertido el dolor en un espectáculo » esto al respecto de que se televisaran los duelos o los funerales.

Hasta este punto de las victimas, la verdad que el debate fue soso, aburrido, si no hubiera sido porque el moderno salón de biblioteca tenía un techo de cristal casi transparente -y transitable- que hizo que el maestro levantara pícaramente la mirada al oir el traqueteo inconfundible de unos tacones  altos de mujer -que para más inri portaban piernas con falda- ni una sóla sonrisa hubiera dejado caer el respetable. La verdad es que el Maestro rezuma sabiduría, tiene tablas en el escenario, sabe de lo que habla y tiene la arrogancia típica del que se cree una autoridad que cuando abre la boca sienta cátedra y sube el pan. Es decir, al César lo que es del César y eso tampoco daba para debatir mucho.

Yo, que eso de publicar los nombres de las 40 mil victimas del narco -para emular el proceso español de « mediatización » de los muertos y con ello concienciar y no dejar impunes a los agrasores y olvidados a las vistimas- no me convencía del todo, agarré el micro y me tiré, sin estar muy convencido, al charco. La cosa, era de esperar, se calentó, más o menos porque le quise decir que comparar el terrorismo de ETA con lo que pasaba en México era como comparar el tocino con la velocidad. En fin, esas cosas de los contextos y las distancias. Medio nos interrumpimos mutuamente y el maestro sacó su lado más español a lo que yo no tuve de otra que sacar el mío. La cosa es que sirvió para animar el debate y ya otros salieron unos a ponerse de mi lado y otros, sobre todo las jovencitas que desde el martes llevaban adulando al maestro, a favor de él.

Por lo menos lo obligamos a esforzarse. A mí, en lo personal, me dio una lección de esas que me gustan sobre la virtud y las ventajas que decía Nietzche. « Los nombres » joder, « los nombres ». Sin nombres no hay historia, sin nombres no hay periodismo. Aquí dar nombres -arguyeron desde el público- puede costar vidas, de personas, de periodistas, de… Es un riesgo, dijo el Maestro, pero que llegado el momento tendremos que decidir tomar.

Concluyendo. Está claro que el Maestro no trabaja de reportero en Morelos, Guerrero, Tijuana o Ciudad Juarez. Varias veces hizo referencia a la diferencia entre « lo real » y lo otro que no definió. Pues eso eché de menos en la plática, en la « realidad » mexicana hablar de una democracia que pueda garantizar la seguridad de los nombres es complicado, decir narco y obviar corrupción política es indecente, no mencionar la cuestión social y económica es perverso,  alegar « violencia » y no incluir las barbaridades de un ejercito y una policía corrupta y mal entrenada es pernicioso, mentar la bendita « droga » y no abrir los ojos sobre la hipócrita sociedad del doble rasero en la que vivimos es sencillamente como publicar notas de periódico que no son más que cáscaras vacías, como diría Pla.

Acabó el Maestro con un discurso conmovedor en tono grave sobre « el gran dilema » el « dilema final » de la profesión. Publicar y atenerse a las consecuencias las que sean o no publicar. La respuesta vehemente: « la respuesta está en lo individual, hay que valorarlo, y tiene que ver con la moral, con la ética, con la técnica también, y es una decisión final del periodista ». Me rasqué la cabeza, no será una decisión final del consejo editorial, o del director del medio, o del dueño y del « money money money ».

Sí coincido con el maestro en algo que acaba de publicar en su IV América pero que ya había puesto entre comillas más arriba: la palabra “violencia”. Violencia de género, del narco, psicólógica, enfrentamientos violentos, violencia de esto, violencia de lo otro. Terrible eufemismo, terrible trampa semántica. Aquí están asesinando gente a diario, muchos por ajustes de cuentas entre bandas o dentro de las bandas porque ellos usan algo parecido a la ley del talión pero más canalla, y otros, por los daños colaterales de esta guerra, por mala suerte.

 

México vive hoy el fruto de su historia. Una independencia que fue un acto reaccionario y conservador del poder criollo español frente a la Pepa de 1812. Una revolución que creó un estado de partido único con el poder en pocas manos. Una privatización/modernización hecha por un pirata y repartida entre sus cuates, una trasición a la democracia formal pero no real, y un presidente al que se le escupe a la cara por entrar en una guerra que no podía vencer, porque no depende de él, ni de su Estado, porque no tiene ni los medios ni las armas; son molinos gigantes, mundiales, coyunturales; o alguien sabe cuánta gente mató la mafia italiana en el Chicago de la ley seca? O alguién sabe cuántos ha matado la mafia siciliana? Eran otros tiempos –y otros medios- en los que, como dice el maestro, la aritmética no era tan importante.

Y ahora nos vamos a poner a hablar de ¿terrorismo? ¿Se imaginan un atendado que deje 40 mil muertos? Suena más a una guerra. Y es una guerra cruenta que ha incubando el sistema político mexicano durante 70 años, y que se ha visto favorecido por el consumo ingente de drogas (=mucho money) y la más ingente venta de armas de USA, y que ahora nadie puede controlar. Los medios, efectivamente, podrían ayudar empezando por quitar la telebasura y no contar sólo sus tiradas y las ayudas en publicidad del Estado, sino también la calidad de lo que publican y lo que publican. El dilema.

Siga con salud y buenos alimentos,

JRG

P.S. Por cierto, que si se fija en el título completo del seminario leerá un « Contra la imaginación en el periodismo » ay, la virtud, y qué haríamos con nuestro  Kapuscinski.

P.P.S. Por cierto, cuando Arcadio pone como ejemplo a los medios españoles se estará refiriendo sólo a Sánchez Ferlosio, o también a los telediarios light y de medio velo de la primera, el mundo que nadie lee, el periódico de PRISA que da pena, la vanguardia con su son, ABC con su estreñimiento monárquico, lalala

P.P.P.S. Se me olvidó otra vez que en internet no puedes escribir más de media carilla.

Carta de la Costa Rica

Querido A.,

Su última misiva como que no quiere la cosa venía cargada hasta de barruntos milenaristas. Si España tiene salvación desde dentro, que venga Dios y lo vea. Lo del Conde y el Borbón es lo más esperpéntico que háyase visto desde Luces de Bohemia. No, querido A., no lo sabía, pero lo peor es que no me extraña y es la muestra más fehaciente de que la prensa “respetable” española lleva 30 años con una automordaza vergonzosa. Y me temo que también serán muy condescendientes ahora que se espera el cambio a las derechas ultramonárquicas, oportunidad que los Borbones no desperdiciarán para finiquitar una sucesión que ya se está poniendo chiclosa. Dicho esto, comparto la profundidad de su desasosiego porque lo más peligroso de la ironía, la desidia y el sarcasmo es que se vuelvan una realidad que uno la sufra de cerca en carne y hueso. La literatura es fácil de sentir pero dura de vivir. Y ya estamos más cerca del siguiente paso.

Esta misiva no va a meterse en tanta jondura aunque por aquí se están cociendo un par sobre la “narcorevolución” mexicana que se lo debo a usted y al país que "temporalmente" me acoje. Ya sabe que uno se saca del hígado el placer de escribir para que el alcohol no sea lo único que lo afecte. La cosa es que por medio se ha cruzado, sin quererlo ni beberlo, la Costa Rica del Caribe. No podía por mor de Tonatiuh dejar de registrar esta nueva aventura americana en los anaqueles de nuestra corta pero intensa relación postal –joder que mal y poco chesterteriano suena- mejor algo de música con sabor caribeño.

Ahora me encuentro en el Hotel. Estoy a escasas horas de agarrar el avión de vuelta a tierras aztecas. Y así, a puerta gayola, le voy a dar mis impresiones y contarle algún cuento tropical que le saque de la borrachera que ha creado la noticia del día en su país – por cierto muy apropiado especificar que es un buen champán francés y no barato cava catalá porque igual y estos no están tan contentos; o quizás sí, bien entendido, porque ahora que entre su ciscado PP a gobernar, la brecha revanchista, caína, españolata y separatista puede tomar un rumbo “torcido y sin retorno”.

¡Pura Vida!, ¿Qué coño le pasa a éste güey? Me pregunté medio gibado. No había hecho más que llegar a la recepción del Hotel. Correspondía un sobrio “de nada” o un cumplido “con mucho gusto”, pero no, resulta que aquí para los “Ticos” como ellos mismos gustan llamarse, todo es ¡Pura Vida! Al principio suena raro y ridículo como grito de excursión de parvulario. Pero pues nada, después de unos días uno se acostumbra y ¡Pura Vida! que ya habrá tiempo de ¡Pura M…!  Mi preparación del viaje fue obvia e inexorablemente la misma que le acabo de referir arriba. Desde luego que el artículo de la Wiki no tiene desperdicio. Salen a relucir las dos que tres cosas que todo mundo conoce de Centroamérica aunque bien maquilladas: que son países inventados en el XIX a expensas de los intereses gringos y de los criollos españoles conservadores que le temían a la Pepa gaditana de 1812 como una vara verde; y que ya en épocas precolombinas –a excepción del norte de Guatemala quizás, México y Perú- fueron zonas marginales, dominadas, influidas, dependientes o ignoradas por los grandes imperios mesoamericanos y suramericanos.  Es decir, que no tienen “Historia”. No obstante, lo más gracioso es cuando hablan de que no tenían y no tienen muchos indígenas y que  –y cito textual – “algunos estudiosos, entre ellos Carlos Gagini y Roberto Brenes Mesén, sostienen que parte de la idiosincrasia nacional se formó durante (la) época colonial, en donde las privaciones de tipo material eran el común para todos y al no haber mano de obra indígena, desde el gobernador provincial al más humilde de los campesinos tenían que velar cada cual por su sustento y por el de sus familias, creándose así una sociedad más igualitaria y menos regida por castas" .

Lo del "mito del igualitarismo" no es tan divertido como esa velada confesión de que no tener indígenas los ha convertido en la "Suiza de Centroamérica". Esto tampoco es nuevo; desde que el mundo es capitalista el indígena se ha visto como una traba al "desarrollo". Lo mexicanos al día de hoy no saben que hacer con sus pobres y maltrechos pueblos indígenas que en lugar de arrasar sus selvas para hacer muebles del Ikea o sembrar maíz para Biodiesel y pasar hambre,  prefieren conservarlos y vivir integrados con su medio ambiente cazando con flechas y comiendo lo que la tierra da; asediados por las multinacionales y bajo control marcial y represivo del gobierno. Mejor aún, Costa Rica es un excelente producto de marketing del ecologismo, eso es un hecho y una realidad palpable, sólo hay que venir. Lo tienen muy bien montado. La cosa es que en plena efervescencia y saciedad del mantra de la "sostenebilidad" resulta que de las pocas culturas que han llegado a ser sostenibles –sin ipod y sin itunes claro- han sido y son las poblaciones indígenas de América que perduran hasta nuestros días.

Hoy nos decía un guía que Colón hizo algo terrible. Yo, incómodo, rodeado de latinos, me decía ya llegó el momento del hermanamiento latino frente al genocida español. Pero no, porque como antes del genocida español estaban otros genocidas, quizás mayas, quizás incas, no se ponen de acuerdo, dijo otra cosa. Lo terrible, dijo, es que Colón, extasiado por la exuberancia de la Costa de Cariari y por las cuatro joyas de oro y jade que portaban los nativos del lugar que amablemente los atendieron a su llegada en 1502, llamó a esta tierra: la “Costa Rica”. Riqueza para el colono español que se aventuraba a hacer las Américas era oro y/o plata. Nada de eso tenía Costa Rica, así que durante la colonia finalmente sería lo que había sido hasta ese momento, una zona marginal.

Pero Colón que, como bien sabe, para un servidor era un ávido espía portugués, no se equivocó. Este país es inmensamente rico. Su principal fuente de energía es la hidráulica, es decir, tiene mucha agua, pese a ser minúsculo, conserva el 5% de la biodiversidad del planeta y tiene gran parte de su territorio protegido con medidas muy especiales de protección/explotación turística. Y eso, su naturaleza, ha hecho que sea el ecoturismo su primera fuente de ingresos. Aquí uno puede, además de ver sitios de ensueño o bañarse en exóticas playas, como en todo el Caribe, hacer un montón de cosas con nombres en inglés que lo flipas: rafting, canopy, canyonig, hoserback riding, jumping… y vaya usted a saber. Todo con casco, guía y todos los jarreos para que no deje de ser una cosa familiar.  

En política este país fue en el XX un relajo como toda la región con la sombra gringa siempre paleando sobre su cabeza. En los últimos años se instauró un sistema bipartidista como el de su país, una de rojos y otra de azules; al estilo de la restauración de Cánovas y Sagasta en aquella regeneración de España que no sirvió de nada y que cada vez se parece más a la época posfranquista que más que una transición fue un españolísimo remake regeneracionista que a estas alturas huele a azufre más que nunca. Actualmente  tienen a una presidenta del Partido de la Liberación Nacional, Laura Chinchilla, que fue como un primer ensayo de lo que hizo Lula en Brasil porque en donde está la puso Arias, el genuino presidente chico, feo y brabucón que puso a Costa Rica donde está. Cambiando de tema, la chinchilla además del animal que se figura es el nombre con el que la uva tempranillo es conocida en nuestra tierra.

Tienen tecnología, Intel, cervezas de buena calidad aunque sólo para consumo interno, un vino tinto dulce tipo mistela intragable, excelente café –en algún momento este fue el motor de su economía- y mucho “gallo pinto”, es decir arroz con frijol y frijol con arroz mañana tarde y noche. Socialmente es un pueblo educado, con una clase media aceptable teniendo en cuenta la región, IDH alto, buena sanidad, casi 100% de alfabetización, y mano de obra barata que viene de Nicaragua, su vecino más pobre; me decía un cliente de acá que en toda casa costarricense trabaja mínimo un “Nica”, ya sea el jardinero, la criada… Casi un millón de Nicas hay según cifras oficiosas en un país de 4 millones y medio de Ticos. Ah, y es un país caro como sus m… ¡Pura Vida huevón! Ya me decían al tercer día en confianza.

En deportes fútbol, nada nuevo, pero me tocó asistir al combate de boxeo más interesante que he visto en los últimos tiempos debido a la boxeadora Hanna Gabriel, tica ella de la zona negra del país, raza que hasta no hace tanto tenía vetada su acceso a la capital San José. Esta mujer es un extremamente hermoso bicho de la naturaleza que deja atónito a todo mundo por su mezcla de simpatía, fuerza y belleza. El combate fue en el recién inaugurado Estadio Nacional de Costa Rica. Lo de este combate sin duda fue un buen ejemplo del estado del mundo por dos cosas. La primera porque la pobre “gringa” que casi la matan llevaba en el calzón la bandera de México, porque si le pones un huipil y la llevas a al Yucatán o Oaxaca nadie en el mundo dirá jamás que es gringa. Lo segundo es que el mencionado Estadio donde se organizó la pelea ha sido un “regalo” de China. ¿Un “regalo” de China? Bueno, una prebenda maquillada de regalo que huele azufre y esconde lava en sus entrañas como volcán durmiente. Del tradicional apoyo que Costa Rica brindaba a Taiwán en su lucha por no ser devorado por el gigante asiático, cambió de parecer por motivos evidentemente económicos (Intel exporta a China) y así en un futuro no muy lejano, según las malas lenguas, dar su voto u omitirlo a favor de China ante la ONU cuando, ya falta poco, se anexione a Taiwán, ¿Quién les va a chistar? ¿USA? Jajaja.

Por el trabajo no pude engreírme mucho. Un día fui al centro “histórico” y otro día a ver un volcán con uno de los cráteres más grandes del mundo.

El centro de San José de Costa Rica revela la ausencia de una historia colonial muy exitosa. Está el “Parque central” y la “Plaza de la cultura” y poco más; sucio, mal cuidado, con mucho transeúnte, poca vida, e inseguro por las noches aunque no vi nada raro. Desde luego que el que dijo que Costa Rica era “la Suiza de Centroamérica” no estuvo nunca en el centro de San José. En esencia es un prostíbulo para gringos, mexicanos,  ingleses, y otras nacionalidades en menor medida. Casinos y locales de alterne hay por toda la ciudad. Aunque las autoridades y las buenas familias se empeñan  en no reconocer esto y hay leyes muy severas en el caso de las menores, no es raro ver a jovencitas muy jovencitas principalmente de los países más jodidos a la redonda: Venezuela, Colombia, Nicaragua, Dominicana, Cuba, etc. merodeando a viejos de barbas blancas y billeteras rebosante de dólares. O séase, que aparte de un destino de “ecoturismo” es un destino de “sexoturismo”.

Al volcán Poás me fui en un tour. Lo repensé mil quinientas veces. Casi prefería irme en bici o a pie. Pero accedí por tiempo y esas cosas nietzscheanas de que quién opta por la virtud renuncia a las ventajas y me aventuré a perder mi virginidad de viajero de mochila y libro por el de turista fundamentalista de cámara digital, pantalón corto y agencia de viajes. La experiencia se salvó porque lo que vi es de una belleza difícil de describir y más emocionante que las imágenes de llegada a la isla de Parque Jurásico  – que por cierto es una isla tica -. He sentido la fuerza y la majestuosidad de la naturaleza como nunca antes. Estar al borde del cráter de un volcán es como ver dormitar al monstruo del interior de la tierra. Desde antes de llegar, el azufre te mete en ambiente no precisamente porque olerlo sea agradable; la garganta se seca y el aire se vuelve pesado. Dicen que el Poás es un volcán muy caprichoso; miles de visitantes se van con el mal sabor de boca y peor olor de nariz y sin haber visto un pimiento porque la niebla o las nubes llegan a ser tan densas que uno no ve ni a un metro. Nos tocó un día de privilegiados. Despejado, el cielo azul con algunas nubes y el cráter/geiser humeante. Se podía ver nítidamente el agua sulfurosa que parece pus de una herida que en cualquier momento volverá a sangrar. La última erupción fue en 1954, ayer, y es unos de los siete volcanes activos de Costa Rica. De un lado, hay un antiguo cráter ahora inactivo convertido en laguna de agua de lluvia, como si la herida se hubiera cicatrizado dando lugar a la vida. Pensar, oler, sentir que el magma incandescente aguarda bajo tus pies un nuevo rugido de la naturaleza para recordarnos lo insignificantes y malagradecidos que somos con ella es una experiencia única. El tour incluía una visita a una plantación de café, que es como el verdeo pero aquí le quitan la cáscara al fruto y lo tuestan, e incluía una visita a un jardín con tucanes, colibrís, pumas, jaguares, y cataratas en pleno bosque nubloso. Vamos, que sólo faltaba el Rex para hacerlo de película.

No ha de faltar, bien sabe usted, un remate final en estas misivas, un poco de agua que alivie la sed o algo que desconcierte al más tímido. En una librería, minetras callejeaba perdido por San José, conocí la "Isla de los hombres solos" del presidiario costarricense José León Sánchez; no lo pondré fácil, Cela dijo con su excepcional oportunismo que era la angustia convertida en literatura. ¿Sera que hay que estar 40 años en la cárcel para conocer la naturaleza del hombre?: “He querido marcar la personalidad huidiza  y terrible de seres encerrados en una isla como fieras”.

Y hasta aquí este fugaz paso por este país exuberante, esta Costa Rica como bien dijo Francisco Zarco, más conocido como Cristóbal Colón, que hasta oxígeno vende ¿Se imagina?

Siga con salud. 

JRG

P.S. Y no se preocupe en demasía por su país porque estamos salvados y además ya han descifrado el enigma y los buenos siguen en su pedo

P.P.S Sobre lo de que hacemos y lo que hablamos y lo que nos pasa…      

P.P.P.S. Sobre sus recomendaciones para oir a Omega, al pie de la letra, cuando me visite.

  

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres